Petrocalipsis: crisis energética global y cómo (no) la vamos a solucionar

(Reseña a cargo de Último Reducto del libro de Antonio Turiel)

Nota: aquí meramente aparece un fragmento inicial de la reseña. Para poder leer la reseña completa en formato pdf basta con hacer "click" en el título de la reseña.

Después de leer este libro, uno se siente tentado a pensar que en realidad ha sido escrito por “dos” personas: Antonio Turiel I el científico, materialista, escéptico y racional y su alter ego, Antonio Turiel II el idealista y fervoroso creyente en el socialismo. Da la sensación de que esta obra es el resultado de la lucha entre ambas personalidades que rivalizan por prevalecer dentro del cuerpo del autor. En los primeros capítulos (hasta el capítulo 19 inclusive), que por cierto son los más interesantes y enjundiosos del libro, el Turiel físico tiene el control de la línea argumental y se mantiene al mando y con los pies en la tierra, salvo por algunos intentos esporádicos de su otro yo marxista por meter baza. Sin embargo, lamentablemente, a partir del capítulo 20, el Turiel rojiverde da un golpe de estado dentro del cráneo del autor y se hace con las riendas del libro hasta su final. Como veremos, este giro repentino de los acontecimientos da como resultado, entre otras cosas, la contradicción fundamental con buena parte de los hechos materiales que su “clon” científico había expuesto en los capítulos previos.


[Este texto es más largo, para leerlo completo en formato pdf haz click aquí].